LA HISTORIA

Can Roig abrió sus puertas en 1984 de la mano de  Juan Antonio Roig.
Este establecimiento fue considerado en 2016 uno de los 55 mejores restaurante de la Comunidad Valenciana.
Hoy, continuando con la esencia original, se desarrolla un nuevo proyecto de la mano de dos jóvenes profesionales y emprendedores: Daniel Roig y Amanda Matamoros.

Su historia

Dos jóvenes unidos a Can Roig

Corría el año 1992, en el que se desarollaban grandes inversiones en eventos e infraestructuras y a su vez hacían crecer la deuda pública. De repente, empieza un bache económico en el país, lo que obligó a muchas personas a buscar trabajo fuera de sus ciudades.
Julia, una jóven de Vall d’Uixó, y su hermana, buscan un empleo de verano en la costa. Toman el teléfono y sin haber oído hablar jamás de Alcocebre, dan con Juan Antonio Roig que les comunica el sí quiero ofreciéndoles trabajo y residencia.

Las dos jóvenes llegan a Alcocebre, sin haber salido nunca de su casa, pero sabiendo que la situación lo requería…
Tras una semana de trabajo, Julia ya quería volver con su mamá, pero su hermana, pese a ser la más joven, se llena de fuerza para quedarse a finalizar la temporada.
Lo que no sabía Julia es que Can Roig iba a marcar su vida para siempre…

Conoce a Daniel, otro joven trabajador, una persona independiente, con ganas de vivir… y de pronto sus cuerdas rojas se unen. Julia se queda a vivir en la costa aunque la temporada ya había terminado.

Al año siguiente, en septiembre, nace el hijo de ambos, Daniel. Éste crece entre los fogones del restaurante y desde bien pequeñito tiene claro que quería ser cocinero.
Sus padres, conscientes de lo sacrificado que es el oficio, se cobijaban en el «ya crecerá» pensando que en algún momento cambiaría de opinión. 

Daniel, terminó sus estudios obligatorios y decidió estudiar cocina. Estudios que compaginó con su trabajo en el restaurante, en Can Roig.

Un deja vú

En 2015, la historia se repetía: Amanda, una chica joven de Valencia, que no había oído nunca hablar de Alcocebre, toma la decisión de trabajar la temporada de verano en la costa. Dos antiguos trabajadores de Can Roig (ahora independizados laboralmente en La Matandeta – Alfafar) le facilitan el contacto y le presentan a Joan Roig. 

Daniel y Amanda se conocen ese verano, el verano de 2015, comparten trabajo, ganas por salir y vivir, y sobre todo aparece la flecha que les iba a unir para siempre. Ese año, unen sus vidas y empiezan su relación.

Poco a poco se van conociendo, comparten ideas de negocio, el gusto por el buen hacer tanto en servicio como en cocina, van aprendiendo de la gran escuela que es Can Roig y, tras un paréntesis encargándose de otro negocio juntos, se dan cuenta de que lo que quieren es regentar el suyo propio y le proponen a Joan dirigir Can Roig.

El final de esta historia es la actualidad…

Te invitamos a que vengas a conocernos al Restaurante Can Roig y que compruebes la profesionalidad y el amor con el que aquí se hacen las cosas.

TE ESPERAMOS

Sigue nuestra actualidad en:

Del 15 de Octubre
al 1 de Noviembre
Menú de la tomata

Ven a visitarnos